El nuevo BMW X6 M es un monstruo devorapistas con ropa de auto escolar

Un paseo escolar con esteroides

¡Argggh! ¡Mis ojos!

Ok, estamos de acuerdo que no es el auto más bonito del planeta pero ésta es una SUV con la que no te querrás meter. La división M de BMW ha tomado las riendas domésticas del último modelo X6 para crear un endemoniadamente rápido Franken-carro capaz de devorar la pista de carreras y simultáneamente transportar cinco ocupantes en entornos opulentos. Pero no recomendamos llevar a la familia por una vuela a Valle de Bravo pronto.

¿Por qué es tan rápido?

La pista yace debajo de ese capotaje bellamente esculpido en la forma de un motor V8 de 4.4l y con doble turbocarga que posiblemente es de las mejores cosas que hemos oído rugir últimamente. Produce unos francamente ridículos 568bhp (17bhp más poderosos que su predecesor) y 750Nm de torque (también en el próximo modelo), el cual es bueno para una velocidad cumbre de 250kph (limitados para tu seguridad) y un arranque de 0 a 100kph en 4.2 segundos.

¿Cómo es que ese tanque rodea las esquinas?

Es un milagro de la ingeniería, en verdad, porque a pesar de contener la altura típica de la mayoría de las SUVs, se las arregla para permanecer plana y mantener su control a través de las curvas más apretadas para un auto de semejante tamaño. Esto es debido a las varias revisiones que los cuates de M Sport le han hecho al chasis, al inteligente sistema de manejo para todo auto xDrive, frenos actualizados y el excelente Dynamic Damper Control, que paraliza la suspensión con apretar un botón. No hay menos de diez radiadores para asegurarse de que el muchachote no se sobrecaliente en trechos sinuosos y pesados.

¿Qué otros gadgets increíbles tiene?

Como con todos los autos M, el X6 contiene un gran número de ajustes de rendimiento. Los conductores pueden seleccionar ya sea modo de Comfort, Sport o Sport Plus para la suspensión, maniobraje y respuesta de la máquina a través de un switch cerca de las velocidades. La diferencia entre modelos es fenomenal, con la SUV transitando silenciosamente en Comfort, pero felizmente manteniendo velocidad con ningún otro mas que el ex-corredor de Fórmula 1 Timo Clock por el Circuito de las Américas. También ayuda que la transmisión automática super suave de ocho velocidades es un sueño hecho realidad.

Espera, ¿Timo Glock estaba manejando eso en un circuito de carreras?

Vaya que si, y parecía disfrutarlo mucho. El maestro alemán nos alentóa empujar el X6 M más duro y más duro por el truculento circuito, reasegurándonos que no se verá como un demonio de las pistas, pero se maneja como tal.

¿Cuánto cuesta?

Unas obscenas 93,070 libras (aproximadamente $2,181,480) que sin duda será un gancho al hígado para muchos, pero es casi medio millón más barato que el igualmente potente Porsche Cayenne Turbo S. Ambos vehículos son demasiado ostentosos, pero no negamos que son impactantemente rápidos.

¿Cómo es la camionetita por dentro?

Es muy lujosa, con mucho cuero cosido a mano y pedazos de carbón cortado, pero se ve un poco desigual en algunos lugares. El espacio superior en la parte trasera se mejoró por encima del modelo anterior pero el espacio para piernas permanece risible y la visibiliad sigue pobre. Los clientes obtendrán la última versión de BMW ConnectedDrive, el cual es uno de los sistemas de infotenimiento más intuitivos actualmente. También hay un display cool específicamente para el M que incluye una pantalla de velocidad digital, transmisiones, revoluciones y cambio de luces para una experiencia tipo Gran Turismo.

¿Puede irse off-road?

Erm. ¿es broma? Si incluye el sistema xDrive de BMW que es capaz de aplicar 100% de potencia a las llantas frontales o traseras - o una mezcla de ambas - pudiéndolo estrellar grandiosamente en un bosque. Pero ¿querrás hacer eso con un misil balístico de dos millones de pesos? No lo creímos.